ENEAGRAMA DE LA SOCIEDAD CLAUDIO NARANJO PDF

El eneagrama sirve para entender, no solo el posible camino de desarrollo personal, sino tambin el arte de no poner a la gente a la defensiva. Si pretendemos cambiar a la gente, les impulsamos hacia su punto de estrs y all son imposibles los acuerdos. La siguientes orientaciones buscan eso: conectar con lo mejor que puede ofrecer el eneatipo de una persona su zona de luz. No aceptar que actes porque s o que cambies sin razonrselo el modo habitual de hacer las cosas. Mustrate corts y educado. No le lances puyas ni ironas, inicialmente no reaccionar pero tomar nota de todo y, en su momento, te lo reprochar.

Author:Kem Brajind
Country:South Africa
Language:English (Spanish)
Genre:Spiritual
Published (Last):2 November 2019
Pages:202
PDF File Size:18.96 Mb
ePub File Size:3.97 Mb
ISBN:819-6-18487-290-9
Downloads:58953
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Kizuru



El eneagrama sirve para entender, no solo el posible camino de desarrollo personal, sino tambin el arte de no poner a la gente a la defensiva. Si pretendemos cambiar a la gente, les impulsamos hacia su punto de estrs y all son imposibles los acuerdos.

La siguientes orientaciones buscan eso: conectar con lo mejor que puede ofrecer el eneatipo de una persona su zona de luz. No aceptar que actes porque s o que cambies sin razonrselo el modo habitual de hacer las cosas. Mustrate corts y educado. No le lances puyas ni ironas, inicialmente no reaccionar pero tomar nota de todo y, en su momento, te lo reprochar. Sigue las normas acordadas y acta con procedimiento. Reconoce tus errores con sinceridad.

Cumple las reglas. En lugar de discrepar frontalmente, faciltale la conexin con su 7 proponindole que imagine qu ocurrira si en lugar de esto, hiciramos lo otro. Cuando te sientas perseguido, recuerda que su intencin es ayudarte. En lugar de criticarle, pdele permiso para hacerle una sugerencia. Los 1 toleran fatal las crticas, pero les gusta dar permiso.

Explica tus posturas haciendo referencia a nuevas normativas o a aspectos de la regla tradicional que no est teniendo en cuenta. Las explicaciones del tipo, porque me apetece hacerlo as o porque me gusta le resultan inadmisibles.

Porque as he aprendido a hacerlo o Porque as es como se hace le resultan mucho ms digeribles. No lo pide pero lo necesita. El aplauso sincero es alimento para una persona con eneatipo 2, y se volver vengativo si nota que no quieres darle la aprobacin que merece. Si no agradeces lo que hace, ests perdido. No le humilles ni le avergences, envuelve tus crticas en gruesas capas de alabanzas.

Expresa tus necesidades con tranquilidad, sin quejas: te ayudar y sabr quiz mejor que t lo que necesitas. Ve a lo personal, deja que te conozca. Presionarlo es jugar con fuego, porque, aunque no lo aparente, le gusta el poder y no le gusta someterse. No intentes demostrarle que te necesita o que le ests ayudando: no acepta bien recibir la generosidad o la compasin de los dems, pero le encanta que le devuelvas los favores.

Permtele dedicarse al cuidado de los dems, pues es as como recarga las pilas. Es una persona ocupada, no le obligues a perder el tiempo.

Lleva pensado lo que quieres decir, mejor, presntale un esquema y argumenta con datos. Recalca los resultados esperados y los puntos de accin. No le frenes una vez que pone la directa, sigue adelante con el programa y no seas una rmora.

Haz lo que dijiste que ibas a hacer, tiene que saber que ests comprometido con l. Lo que ms le gusta a un 3 es la accin eficaz. Si t no sacas adelante lo que te corresponda, sufrirs las consecuencias. Dile sin economizar todo lo que objetivamente est haciendo bien y alaba aquello en lo que destaca.

Un 3 trabaja para obtener reconocimiento. No le gustan las expectativas difusas ni las misiones que se alargan sin resultados visibles: le gusta obtener resultados. No compitas con un 3, colabora con l a no ser que seas de la competencia, en ese caso, lucha para obtener una ventaja competitiva. No esperes que te de palmaditas sobre los hombros por haber trabajado bien, un 3 espera que trabajes bien. Para conseguir la informacin que precisas, dile: cuntamelo en lugar de remtete a los datos.

No conseguirs nada ponindole una zanahoria para que cambie de parecer: las bonificaciones y los premios por desempeo le dejan indiferente. A un cuatro le gusta sentirse especial y que se le valore su singularidad. Si quieres que trabaje bien, hazle ver lo que de especial tiene su contribucin al proyecto. No quites importancia a sus sentimientos.

No le pidas que alegre esa cara o que vea el lado bueno: se encerrar an ms en s mismo. No des por hecho que sabes lo que precisa: acepta el misterio.

Si le pides que no sea tan intenso, pensar que le ests pidiendo que no sea honrado. Es preferible pedirle que ample su visin ofrecindole ms informacin. Exprsale lo que ves de creativo en sus sugerencias. Deja claro vuestros compromisos y cmplelos: los cuatro tienen tendencia a sentirse abandonados.

Deja que un 4 intente hacer bonitas las cosas. No le gustan las reuniones y las deliberaciones: prefiere los informes y que le convoques para pedirle informacin, pero no le hagas discutir con sus colegas o que acabe imponindose: no le gusta pelear. No le digas como debera ser o comportarse, no soporta las intromisiones en su vida, ni aunque sean bienintencionadas.

No llenes de parloteos la conversacin: el cinco necesita silencio para pensar y cree que quien no calla, no piensa. El 5 necesita intimidad pues sta le proporciona silencio. Si vas a hablar con l, apaga el telfono y no te distraigas con cosas del exterior: concentra tu atencin en la conversacin.

No le hables de tus sentimientos ni le pidas que exprese los suyos. No esperes que tus grandes ideas sean recibidas con fuegos de artificio ni las presentes con vehemencia: solo conseguirs su indiferencia.

Exprsalas con mesura y desapego y se implicar. Al 5 le gusta anticiparse a los cambios, as que avsale de tus planes para que pueda adaptarse a los cambios. No exageres: limtate a exponer las cosas tal como son. Los seis tienen mucho miedo a que les estafen. Deja claras tus lealtades: en el mundo del seis solo hay dos tipos de personas: nosotros y ellos.

Desvela tus intereses personales: a un 6 le gusta saber cules son tus intenciones al dirigirte a l. Sazona lo positivo con lo negativo. El entusiasmo sin lmite asusta a un 6. Cuidado con las alabanzas, un 6 se preguntar por qu quieres adularle. No quites importancia a sus miedos ni le digas: No te preocupes: un 6 desconfa de quiE en quiere tranquilizarle. Es mejor: Comprendo que te preocupes por eso Cmo podemos hacerle frente?. Reafirma la realidad: frente a sus dudas, recurdale detalladamente cmo habis llegado hasta aqu, repteles los acuerdos que estn sobre la mesa, la naturaleza de los riesgos y las motivaciones de los artfices principales.

Hazle saber con sinceridad tus dificultades o problemas: siempre estar dispuesto a ayudarte. Acepta que suee y aprovecha lo que puede ser interesante y viable de aplicar: luego, encrgale que ponga manos a la obra.

No le cortes la fantasa: le bloquears. Hazle muchas preguntas, a los 7 les encanta imaginar amplias posibilidades. Asintale marcndole plazos y lmites claros, para que se sienta presionado por el tiempo: entonces es cuando rinde.

Pero no te vuelvas duro y autoritario, le espantars: llegad a acuerdos y aydale a cumplirlos. Expn al 7 tus problemas, donde t ves una dificultad, ellos ven una oportunidad.

Djale claro sus deberes y sus consecuencias. Hazle frente para decirle tu verdad, no para provocarle, porque entonces te pulverizar. Habla claro, sin rodeos. No lloriquees: quieren resultados, y si no se han conseguido, dilo claramente. Resptale: un 8 quiere sentirse importante y notar que se reconoce su autoridad. No le digas que no puede hacer algo: lo har y lo depositar sobre tu cabeza. Habla en trminos de blanco o negro: un 8 no entiende ambigedades, ideas filosficas y sutilezas. No discutas para ceder: tu s debe ser s y tu no debe ser no si quieres que te respete, claro.

Dile de forma directa cuando te est fastidiando en lugar de callar: los silencios significativos le molestan mucho. Es mejor hablar las cosas y quitrselas de en medio. Si es tu subordinado, ponle lmites claros y recurdaselos cada vez que quiera derribarlos.

Lo intentar muchas veces, para eso es un 8. No confundas su silencio con su asentimiento. Un 9 se muestra afable, pero, al igual que al 8, le gusta mandar y que se reconozca su autoridad. Si se muestra humilde, es para que t tambin lo seas. Si tu jefe es una persona con eneatipo 9, asegrate que tiene bien claro lo que espera de ti para que no se lleve sorpresas, no permitas acuerdos difusos.

Cuenta con la opinin de los 9: les gusta darla y se implican mejor con el logro de objetivos. Dedcale atencin y encrgale misiones concretas. Eso le motiva. Cuenta con l y hazle saber que lo que hace es importante y que le necesitas.

LORRAINE HEATH LORD OF WICKED INTENTIONS PDF

Eneagrama: ¿Qué es y cuáles son los 9 eneatipos?

El eneagrama de la sociedad : males del mundo, males del alma : Claudio Naranjo : Informes y reserves al 54 11 o por e-mail a: Lunes 24 de septiembre a las 19h In this workshop we will explore certain musical works in the classical repertoire — without words or explicit religious intent — that may serve the universal need to cultivate appreciative and worshipful love. Para enviar un E-mail. This workshop will explore the broad spectrum of the qualities of sacredness associated with musical intervals and then the way elementary qualities clakdio to create more complex units of musical meaning. The workshop will be led by Dr.

COMMENT COMPRESSER UN FICHIER PDF

Frases Claudio Naranjo

Son muy detallistas, ordenados. Son muy juiciosos, y comprometidos. Esto puede llevarlos a tener bastante "orgullo" pues este es el tipo de personalidad que requiere sentirse necesitada. Por su eficiencia y gran actividad pueden poseer una amplia vanidad. Necesitan destacar entre la multitud. Pueden caer en la envidia. Son muy ascetas.

Related Articles